24 nov. 2008

NUESTROS MICRORRELATOS. SEGUNDA MODALIDAD

QUERIDO DIARIO:

Los moratones de mi cuerpo me recuerdan cada día el infierno que estoy viviendo. No localizo la luz del sol cuando miro por la ventana, ya que mi mirada está perdida porque no comprendo como un humano puede causar tanto dolo. Visualizo un cambio en mi camino y mañana pienso ser feliz sin que él me lo impida, desapareceré y cambiaré de mundo, un mundo en el que esta realidad cruel no exista y seré tan feliz como deberían ser todas las mujeres. El tiempo pasa y pienso disfrutarlo donde la palabra maltrato no exista tal y como la conozco.

La puerta de la habitación se abre bruscamente. Era él, que le arrebata la página del diario. Ella comienza a temblar y unas lágrimas corren por sus mejillas. Cuando él empieza a golpearla se da cuenta de que por culpa de los maltratadotes el mundo que ella idealiza, no existía. ( IRENE BLÁZQUEZ MOLERO. 3º ESO . IES ALHAKEN II)

¿NO ERA PARA TODA LA VIDA?

Si tú confías en una relación, en el vínculo que tienes con una persona, y ese vínculo se rompe, su mirada ya no es igual que antes, cuando tenía esa luz. Ahora sus ojos se han vuelto oscuros, como sombríos. Y de repente te preguntas: “¿qué diablos ha pasado?”. Y no tienes más remedio que contestarte a ti misma: “Bah, ha cometido un error, eso puede pasarle a cualquiera”. Pero entonces, ¿Por qué continúa? Si, te ha pedido perdón, pero continuamente vuelve a suceder. Es cierto que pasa el tiempo pero ¿no decían que era para toda la vida? Sabes que no es justo. Los insultos, los gritos y los golpes. ¿Por qué no coges el coche y te vas?, ¿Dice que te quiere? Es un falso, hace mucho que dejó de quererte.
¿Violencia machista en el siglo XXI?. El cambio depende de todos.( BEATRIZ JIMÉNEZ GUERRERO. 4º ESO . IES ALHAKEN II)

¡A TI MUJER!

Las religiones te han tomado como tentación, pecado o perdición.

Los hombres gobernaban sobre tu cabeza, ponían precio a tu cuerpo y se mofaban de tu saber. Te impedían pensar, opinar o hablar mientras ellos opinaban de ti con vulgaridad.

Tú que has luchado por tus derechos, por la libertad y tu respeto.

¿Por qué le dejas que conquiste la tierra de tu cuerpo?

¿Por qué amas a quien te causa dolor?

¿Por qué tiemblas cuando abre la puerta?

¿Por qué no le pones una solución?

Mujer, lucha como han luchado muchas y nunca digas que la culpa fue tuya. ( MARÍA NÚÑEZ BELTRÁN 4º ESO . IES ALHAKEN II)

NO ME MIRES LAS MANOS.

No me mires las manos. Ni los brazos. Ni el vientre. No lo hagas por favor. Sólo sonríeme. Dime te quiero. Dame un abrazo, un beso. Pero me conformo con que me aceptes. No necesito más. Gracias.

Escapé de sus palabras, a veces más dolorosas que los puñetazos o las patadas. Dejé de ser persona cuando estuve con él. Mis pensamientos eran el eco de sus opiniones. Llegué a pensar que la muerte era mejor que la vida., Me corté las venas; me tiré por las escaleras. Él siempre se encontraba allí para salvarme. No quería que muriera para poder hacerme llorar todas las noches. Eso me dijo él. Cerré los ojos y aguanté. Decidí no volver a quejarme, para no proporcionarle más placer del que le causaban las palizas y las violaciones.

Un día observé un reflejo borroso en un espejo. Era el mío. Huí. Para poder vivir. ( BEATRIZ LARA . 1º BACHILLERATO . ( 16 años) IES ALHAKEN II)

RELATO SOBRE LA VIOLENCIA DE GÉNERO.

Es imposible explicar tanto sufrimiento en 150 palabras, pero intenta hacerte a la idea de lo que significa no querer levantarte de la cama, ni tan siquiera querer abrir los ojos, pues la realidad que vives acaba contigo día tras día. Que cuando consigues reunir el valor necesario para ponerte en pie, la persona que te juró protección y amor para siempre te empuje y te haga caer a la tristeza más onda, y que tu vuelvas a levantarte una y otra vez para acabar cayendo de nuevo. Que el tiempo corra más y más lento cuando te golpea, que una voz grite en tu interior que quiere salir, pero tu boca no deja que lo haga. Hasta el día que sigues la luz, una luz tenue pero clara, que te muestra al camino a seguir, que te demuestra que un cambio es posible y necesario. El día que decides ponerte en pie para luchar…el día que confié en los míos, y todo cambió. El día que volví de nuevo a la vida. (JUAN MANUEL LÓPEZ SALAS. 1º BACHILLERATO . IES ALHAKEN II)

HOY ME IRÉ

Hoy me iré. Cerraré mi maleta, mi puerta y mis recuerdos y esperaré un tren en la estación. Las farolas comenzarán a encenderse llenando de melancolía las calles que me vieron amarte y que me ven marchar.
Caminaré silenciosa, con una sonrisa en los labios. Empujaré tus recuerdos y este nudo en la garganta muy debajo del corazón, hasta que mis pies anden sobre ellos y desaparezcan para siempre.
Diré adiós a nuestro hogar, nuestra canción. Diré adiós a tus besos, los que no fueron de verdad. Tus caricias, tus golpes. Tus susurros y tus gritos.
Todo, lo ataré con un lazo azul, y lo mandaré por correo sin esperar contestación. Mi carta de despedida descansará junto a tu embriaguez sobre la cama. La mujer que te perteneció me dirá adiós desde el andén. Ante mí, se extenderán las vías. Y por detrás, sólo quedará el recuerdo.
Hoy me iré. ( GLORIA MARTÍNEZ).

No hay comentarios: